• Background Image

    EL BLOG DE intheMOVE

    Desarrollo sostenible

21 julio, 2017

Salario emocional: menores costes, mayores beneficios

Hoy, queremos hablaros de una pequeña parte de la gestión de personas dentro de una estrategia responsable. Un claro ganar-ganar para todas las partes: el salario emocional.

Gestoría Nicolás Nomás.

María trabaja en una empresa de servicios. En total son 15 trabajadores y la mitad no se hablan. Cuando llega por las mañanas no dice ni hola porque sabe que nadie le devolverá el saludo. Nicolás es el dueño, un tipo con las ideas claras. Sabe que es lo que hay que hacer, cuándo, cómo y quién tiene que hacerlo. Nunca se equivoca y, si es así, la culpa es de que está rodeado de incompetentes. El trabajo parece no estar nunca bien hecho porque siempre se queja, recrimina delante del resto de compañeros y exige más compromiso y autonomía. El horario es sagrado, llegar 1 minuto tarde es sinónimo de falta de compromiso, al igual que querer irse a la hora. María suele salir a las 20.00 aunque su jornada termine a las 18.00 porque quiere prosperar en su carrera.

Industria el no va más.

Andrea trabaja en una industria. Cada mañana llega acompañada de su fiel amiga y mascota Pipa, una perra mestiza de unos 5 años y 20 kilos. Tanto Andrea como Pipa saludan efusivamente a sus compañeras y compañeros. Como no entran todos a la misma hora, el momento café de las 11 es sagrado para ponerse al día y compartir unas risas. Cuando trabaja desde casa lo que más echa de menos es ese ambiente. En su empresa la figura del jefe se diluye entre las responsabilidades que cada uno de los 10 que forman la organización tienen. Trabajan por proyectos y cada uno se encarga de partes concretas y se asegura de cumplir en tiempo y forma. Muchas de las decisiones que se toman son consultadas y consensuadas entre todos. Este año ha asistido a dos cursos de formación, uno para aprender sobre temas técnicos y otro de mindfulness para trabajar la presencia plena.

La costosa decisión.

Seguramente nos hayamos reconocido en alguna de las descripciones o conozcamos a gente que encajen en ellas. Estos relatos nos sirven para hacernos algunas preguntas:

  • ¿En qué empresa preferirías trabajar?
  • ¿En cuál crees que existe una mayor tasa de absentismo laboral?
  • ¿Quién crees que cambiaría antes de empresa, María o Andrea?
  • ¿Quién crees que es mas productiva, María o Andrea?

La gran mayoría, contestamos que preferimos trabajar en la empresa de Andrea, que existe mayor absentismo en la de María y que María en cuanto tenga la oportunidad, marcha sin mirar atrás a trabajar a otro lado porque donde está no se siente valorada y su frustración no le permite sacar apenas trabajo adelante. No sabemos cuánto cobran, pero somos capaces de apreciar una serie de intangibles que nos llevan a responder así.  La razón, es porque estamos teniendo en cuenta el salario emocional.

El salario emocional se compone de una serie de medidas que hacen que los y las trabajadoras se encuentren mejor, a gusto. Que sientan que forman parte de un proyecto conjunto, que su trabajo es apreciado, valorado y que su bienestar físico y mental, cuidado.

Para las empresas, contar con empleados motivados y que se sientan parte de la organización, es asegurarse una mayor productividad. Además, sus bajas por absentismo laboral serán apenas inexistentes, el coste de rotación de personal, mínimo, y el resultado de su trabajo, excelente. De manera que reducen costes y aumentan beneficios. Todos estos indicadores afectan directamente a la cuenta de resultados. Una relación win-win en toda regla.

La buena noticia es que ponerlo en marcha no implica una gran inversión. Para poder implantar una serie de medidas que aseguren el bienestar de la plantilla, es necesario realizar ajustes que, si bien no son costosos, precisan de una voluntad de cambio y coherencia, mucha coherencia. Hoy os hablamos de algunos de ellos.

El poder del tiempo: Flexibilidad horaria.

El poder gestionar el tiempo es uno de los mayores anhelos de cualquier persona. Una de las medidas más valoradas y que no requiere más esfuerzo que una buena organización. Dependiendo del puesto de trabajo, esta flexibilidad podrá ser en el horario de entrada, salida o ambos, y será más o menos libre en función de las posibilidades. Algo clave en esta aquí es asegurarnos que no genere diferencias sustanciales en diferentes puestos y se convierta en una fuente de conflictos.

Hoy aquí y mañana allá: Teletrabajo.

 El presencialismo en España sigue valorándose a pesar de que todos los estudios relacionados con la productividad lo contradicen. Para permitir el teletrabajo, es necesario tener una confianza plena en el trabajo que desarrolla la persona, en su autonomía y compromiso. Esto se relaciona directamente con el tipo de liderazgo presente en la cultura organizacional. Si no hay una relación basada en la confianza, la tendencia al control es mayor, la capacidad de autonomía menor y la posibilidad de teletrabajar, inexistente.

Extras que me vienen ya dados: Beneficios sociales.

Recibir una parte de salario que no se considere retribución a efectos de IRPF pero que te permita disfrutar de servicios y productos que consumes, es un valor muy apreciado. El ticket restaurante, el bono guardería, el abono de transporte, internet, coche, teléfono y/o ordenador de empresa, el seguro médico privado… son algunos ejemplos. Aquí la clave está en comprender bien las necesidades de la plantilla, puesto que tener un bono guardería cuando la media de edad está por encima de 50 años, no será percibido como un beneficio.

Una para todas y todas para una (persona): Liderazgo participativo.

Una cultura organizacional que promueve la innovación, el aporte de ideas, la autonomía, la participación en la toma de decisiones, comparte las responsabilidades y tiende a la autoorganización, no es utopía. Además, es una de las características más valoradas por los jóvenes pertenecientes a las generaciones de millennials y siguientes. La figura del jefe autoritario está en vías de extinción dando paso a una nueva forma de organización que tiende a relacionarse sin niveles de jerarquía, donde priman la colaboración, la flexibilidad y adaptación continuas. La mayor dificultad de ese modelo es el profundo cambio personal que tiene que darse en los responsables de la empresa.

Valores, tradiciones y rituales de mi empresa: Cultura organizacional.

Cada organización tiene la suya. El problema es si es o no proclive al bienestar o por el contrario, al malestar. Necesitamos revisar la misión, visión y valores, tenerlos claros, ser capaces de trasmitirlos y mantener un discurso y una acción coherentes. Cada vez más, los empleados buscan sentirse identificados con las marcas para las que trabajan, sentir que su trabajo sirve para algo más. Así mismo, que ese trabajo se valore, se reconozca y se recompense tanto individual, como grupal y socialmente. Acciones que impliquen a los empleados y sus familias a contribuir con causas sociales y ambientales, refuerzan estos valores y fidelizan.

Los trabajadores son personas que trabajan: Formación profesional y desarrollo personal.

El coste de formar trabajadores es alto, de ahí que fidelizarlos sea una prioridad cuando invertimos en su desarrollo. En los tiempos que corren, es necesario estar a la última en conocimientos técnicos, pero también en habilidades que nos permitan tener una plantilla mejor avenida, más implicada, fidelizada y feliz. La gestión emocional, escucha profunda, o el manejo del estrés son algunas de las habilidades que mayores ventajas nos reportan tanto a nivel individual, como colectivo. El crecimiento profesional debe ir en paralelo con el personal, en todos los niveles de la organización. La coherencia, una vez más, es la clave del éxito en la gestión de personas.

Y como en intheMOVE nos esforzamos por ser coherentes en nuestro día a día, os dejamos una foto de nuestro trabajador más flojeras en su puesto. La fidelización de este pequeño se hace a base de galletitas 😉

30 marzo, 2017

Comunicación y ODS

El pasado martes 28 de marzo tuvo lugar en Santiago de Compostela la 100 Jornada Corresponsables en la que se han abordado las claves de la comunicación responsable y los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y en la que se ha presentado ante empresas y sociedad civil el Anuario Corresponsables 2017.

asistentes

Asistentes a las Jornadas, © Corresponsables

Con el foco puesto en los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y en cómo la comunicación puede ayudar a impulsar su conocimiento entre las empresas y la sociedad, la jornada ha servido también para analizar la situación de la RSE en Galicia y conocer de primera mano la implicación de empresas y grupos de interés por el desarrollo sostenible.

En la inauguración, Covadonga Toca, Secretaria General de Empleo de la Consellería de Economía, Empleo e Industria ha asegurado que “desde hace muchos años la RSE es un pilar básico de nuestra actividad como Gobierno y tiene carácter transversal” y que la Xunta de Galicia trabaja “para llevar la RSE a todo el tejido empresarial, sobre todo a las pymes, porque la introducción de este modelo de gestión se traduce en iniciativas empresariales de éxito”.

Posteriormente, Tatiana Suárez, directora de RSC de ABANCA, comentó en la inauguración que “es necesario extender la RSE a toda la sociedad, explicar que la RSE no es solo acción social y que su integración en el negocio genera ventajas competitivas y activos intangibles para las organizaciones”.

Para finalizar, Pablo Martín, director de Corresponsables en España ha remarcado el papel del Anuario Corresponsables como “canal de comunicación de las iniciativas responsables de todo tipo de organizaciones”. Martín destacó el papel de la Xunta de Galicia como administración pionera en materia de RSE y animó a que siguiera impulsándola entre las empresas y la sociedad.

EMPRESAS, COMUNICACIÓN Y ODS

Tras la inauguración, la jornada daba paso a una mesa de debate sobre cómo contribuir a los Objetivos de Desarrollo Sostenible a través de la comunicación, moderada por Elena Ramallo, de la Cátedra Internacional RSC Banco Santander de la Euroregión (Galicia-Norte de Portugal).

En este diálogo, la directora de RSC de ABANCA, Tatiana Suárez, inauguraba la sesión con una máxima: “Hay que trasladar a la sociedad que la RSE es la clave para lograr la sostenibilidad de las organizaciones”. Y para lograrlo, aseguró que “las alianzas son clave para que la RSE avance”. Adicionalmente, Tatiana comentó que desde ABANCA detectan la necesidad de “fomentar más colaboraciones con las ONG”.

Por su parte, Antonio Cortés, director de Marketing de Gadisa, ha explicado que “hemos mejorado en transparencia y rendición cuentas porque es necesario que la sociedad conozca mejor nuestro desempeño”. Antonio ha explicado cómo han adaptado su estrategia de RSE para incluir aquellos temas que realmente interesan a sus grupos de interés, por ello, su línea de acción de consumo responsable y vida saludable tiene cada vez más peso dentro de sus actuaciones. Programas como su tráiler saludable acumula “más de 25.000 visitas anuales, en su recorrido por localidades de Galicia y Castilla y León” y el proyecto educativo ALIMENTES, acerca contenidos sobre consumo responsables, alimentación saludable, vida activa y desperdicio alimentario “a 8.700 estudiantes de educación infantil y primaria de Galicia y Castilla y León”.

Marcela Domínguez, directora de Recursos Humanos de R, ha señalado que “el nuevo plan 2016-2018 de RSE recoge los ODS, las recomendaciones de Buen Gobierno y el Acuerdo de París”, además de integrar las políticas de Euskaltel, su compañía matriz. Domínguez ha apuntado que “la innovación es la clave para mejorar la competitividad y la sociedad y sobre la que se asienta nuestra actividad”.

COMUNICACIÓN, ODS Y GRUPOS DE INTERÉS

grupos-interes

Mesa de grupos de interés, © Corresponsables

Más allá de las empresas, también los grupos de interés son un agente fundamental en la contribución a los ODS a través de la comunicación. Noelia López Álvarez, consultora de Sostenibilidad y RSE de intheMOVE, moderó esta mesa con stakeholders en la que Carlos Rosón, director de IGAXES3, recordó que la misión de la entidad es “empoderar a las personas en riesgo de exclusión social para integrarlos sociedad” y, para ello, quieren “generar colaboraciones de impacto que nos ayuden a cumplir nuestra misión de inserción social y laboral”.

Suzana Mihalic, directora de Comunicación e Imagen Corporativa de la Fundación Barrié, nos explicó que desde su organización se trabaja “para fomentar el bienestar de la sociedad”. Entre las múltiples acciones que desarrolla la Fundación para promover el desarrollo socioeconómico de Galicia destacó, por su carácter innovador, la puesta en marcha del programa ‘Más Social’, que nace con el objetivo de mejorar la gestión directiva de las ONG y profesionalizar su funcionamiento.

Andrés Pilas, director de Desarrollo de Negocio en Ambical, ha manifestado la importancia de promover la RSE entre las pymes y “hacerles ver que la Responsabilidad Social es rentable y que influye directamente en su cuenta de resultados”. Por su parte, Marcos Torres, secretario del CERGI de la Universidad de Santiago de Compostela, ha considerado que “la Universidad debe ser una entidad en la que se promueva la RSE a nivel interno, no sólo a nivel externo” y destacó que han formado a más de 1.000 alumnos en los cursos de RSE que promueven.

CLAUSURA

El cierre de la jornada corrió a cargo de María Coutinho, Subdirectora General de Relaciones Laborales de la Consellería de Economía, Empleo e Industria. María compartió sus reflexiones con los presentes, asegurando que estaba convencida de que “la comunicación es una de las mejores herramientas para sensibilizar sobre la importancia de la RSE y la necesidad de comenzar a implantar los ODS”. Asimismo, adelantó alguno de los resultados del nuevo informe del Observatorio de RSE de Galicia y anunció que en breves será presentada la nueva Estrategia de RSE 2017-2020 de la Xunta de Galicia, “en la que los ODS estarán muy presentes y en la que se está involucrando toda la Xunta de Galicia y a todos los grupos de interés”.

Texto: Corresponsables e intheMOVE.

7 febrero, 2017

El mundo que quiere emerger, los ODS y el 5º Congreso de RSE.

La pasada semana tuvimos el motivo perfecto para reencontrarnos con colegas de toda España: El 5º Congreso Nacional de RSE. La temática de este 2017 ha sido “La responsabilidad social en las alianzas público-privadas para el logro de los objetivos de desarrollo sostenible (ODS)”.

Los ODS son los Objetivos de Desarrollo Sostenible que 193 países de las Naciones Unidas han firmado para relevar a los Objetivos de Desarrollo del Milenio acordados en el año 2000 que abarcaban hasta el 2015. En los ODS se establecen 17 objetivos y 169 metas a conseguir antes del 2030, relacionadas con el fin de la pobreza, la reducción de desigualdades, la paz, la salud y el bienestar y sostenibilidad, entre otras.

Estos ODS deben alcanzarse en un contexto internacional que es de todo menos alentador. El triunfo de Trump en EE.UU, el creciente poder de la extrema derecha en Europa, la separación de Reino Unido…no parece el mejor caldo de cultivo para la generación de alianzas o la priorización de los derechos humanos y la acción por el clima. Existe una clara hipocresía en el comportamiento de muchos países firmantes del pacto que, en sus propios marcos jurídicos, contradicen lo firmado. Países que no permiten a las mujeres conducir pero que se comprometen a conseguir el objetivo número 5 de Igualdad de Género. Y qué decir de la negación del cambio climático… ¿Puede existir algo más destructivo para el planeta?

Está claro que, si queremos desanimarnos y ver el futuro apocalíptico, este es un gran momento para hacerlo. Existe otra alternativa. Y es preguntarnos ¿Qué vamos a hacer nosotros? Como bien apunta Otto Scharmer, profesor del MIT y Co-creador de u.lab, textualmente en este artículo: “La experiencia no es lo que nos pasa, si no lo que hacemos con lo que nos pasa”. Otto apunta a algunas acciones que podemos llevar a la práctica con lo que está pasando, entre ellas, pasar tiempo con gente diferente a nosotros. Cuando más diferente, mejor. ¿La razón? Aprender a desarrollar la empatía, la compasión. Aprender a centrarnos en lo que nos une y no en lo que nos separa y, así, construir un mundo opuesto al que estamos viviendo ahora mismo.

Es por ello, que, volviendo al congreso, ha sido un encuentro tan gratificante. Podemos decir que los ODS se encuentran más en fase de incubación que en fase de implantación. Si bien es cierto que en este nuevo plan las metas están mucho mejor definidas que en el anterior, lo cierto es que no se tiene muy claro cómo proceder para alcanzarlas. De esto se ha hablado mucho en Zaragoza, está claro que el “qué” consiste en crear Alianzas público-privadas, que se estrechen lazos entre gobiernos, empresas, tercer sector y sociedad civil.  El problema, es el “cómo”. Y esto es maravilloso. Es fantástico porque unas 200 personas nos pasamos dos días hablando, reflexionando y conjeturando acerca de cómo desde nuestras parcelas de responsabilidad, podríamos ser capaces de encontrar ese “cómo”. Es decir, como dice Otto, viviendo el presente con un ojo puesto en el futuro que quiere emerger. El que de verdad queremos que emerja.

Los representantes gubernamentales presentes en el congreso, han apuntado los avances que han ido haciendo en relación a los ODS. Cómo en sus planes estratégicos están integrando estos principios rectores y, poco a poco, van guiando la acción en la medida de lo posible, haciendo énfasis en el corto plazo tenido desde su aprobación. Así mismo, también han pedido ayuda a las empresas, y colaboración ciudadana.

Por parte de las empresas, parecen ser conscientes de que se tiene que hacer más con menos. Para ello, se ha comentado en varias ocasiones las posibilidades que la digitalización aporta en la productividad. Mucho se ha hablado también de las implicaciones que esto genera y generará a nivel de empleo y equidad. El sector empresarial, igualmente, ha manifestado la necesidad de una mayor implicación por parte de la administración con las empresas que se comprometen con los ODS, y por parte de la sociedad de consumo y su capacidad de premiar o castigar con su poder de compra.

El tercer sector tiene claro que necesita las alianzas más que nunca, y es consciente de que es imprescindible un modo de colaborar diferente, sobre todo a nivel de cooperación internacional.

Todos los actores concluyeron que es necesaria una nueva manera de relacionarnos, de generar sinergias basadas en la colaboración y la corresponsabilidad. La innovación social se presenta como la herramienta clave que necesitamos desarrollar, así como el compromiso y la responsabilidad individual previa a cualquier acción colectiva. Vivimos en un mundo interconectado que necesita la implicación de todos sus agentes para poder cambiar la realidad en la que vivimos en una más justa y equitativa. Y este es el momento de hacerlo.

Para terminar, nos gustaría nombrar la brillante intervención al cierre del congreso de Adela Cortina, Catedrática de ética y Filosofía Política de la Universidad de Valencia y Directora de la Fundación Étnor
. En su elocuente discurso, plagado de perlas que se encadenaban una tras otra, nos quedamos con esta “Una democracia no se construye con mediocres. Se construye con personas excelentes. Personas excelentes que ponen su excelencia al servicio de la comunidad”. Pues eso. Busquemos nuestra propia excelencia y la de nuestras organizaciones, y pongámosla al servicio del mundo para alcanzar los ODS.

Gracias Congreso Nacional de RSE, WP_20170202_11_21_41_Prosiempre es un placer 😉

25 agosto, 2015

“Visto de naranja porque es la mezcla de la pasión del rojo en la lucha por un mundo sin desigualdades y el optimismo del amarillo en que esa lucha conseguirá el CAMBIO.”

La campaña ÚNETE para poner fin a la violencia contra las mujeres del Secretario General de las Naciones Unidas, administrada por ONU Mujeres, ha proclamado el día 25 de cada mes como “Día Naranja”: un día para actuar a favor de generar conciencia y prevenir la violencia contra mujeres y niñas. Read More

2 julio, 2015

Premio a la “Mejor Campaña de RSC y Consumo Responsable” Empresa Social 2015.

Hace dos semanas tuvimos el placer de acompañar a uno de nuestros clientes a recoger el premio a la “Mejor Campaña de RSC y Consumo Responsable” en el Publifestival dentro del apartado de Empresa Social. Read More

15 enero, 2015

ISR. Inversión consciente y consecuente

Siguiendo con la nueva línea editorial de intheMOVE, comenzamos con ISR. Inversión consciente y consecuente a publicar una serie de artículos divulgativos vinculados a la sostenibilidad y a la responsabilidad social. Tomando como inspiración lo afirmado por Juan Royo, en la entrevista publicada el pasado viernes 9 de enero en nuestro blog, “si no hay cultura financiera, difícil es que haya cultura en ISR”, plantemos un breve artículo sobre qué entendemos por ISR.

Fotografía: James Scott

Fotografía: James Scott

¿QUÉ ES INVERSIÓN SOCIALMENTE RESPONSABLE?

Por Inversión Socialmente Responsable se entiende aquella que incorpora consideraciones éticas, sociales o medioambientales a las financieras en la toma de decisiones de inversión, tanto por la empresa como por los agentes inversores externos. Eurosif, entidad formada por los foros de inversión social de Francia, Alemania, Italia, Holanda, Reino Unido, Bélgica, España y Suiza; añade a estos aspectos sociales, ambientales y éticos, cuestiones relacionadas con el gobierno corporativo como parte de este amplio grupo de aspectos extra-financieros.

 

ISR. ¿UN CONCEPTO ACTUAL?

Aunque es un término aún desconocido para gran parte de la ciudadanía, los orígenes de la ISR se remontan a los años 50, en donde grupos religiosos norteamericanos empiezan a aplicar políticas de inversión que discriminaban actividades como la producción de tabaco y alcohol, y las vinculadas a la industria del juego, actividades que, de acuerdo con su forma de pensar, no eran las apropiadas para la sociedad. Estas motivaciones religiosas, se transformaron en motivaciones sociales, por ejemplo, en la década de los 80 cuando se utilizaron de nuevo estas inversiones contra la política de apartheid practicada por el gobierno de Sudáfrica.

En Europa, no es hasta la década de los 80 cuando empieza a desarrollarse el mercado de los fondos socialmente responsables, aunque en 1965 se lanza el primer fondo ético en Suecia, el Ansvar Aktiefond Svering, consolidándose posteriormente en la década de los 90. El primer fondo ético en Reino Unido, el Friends Provident Stewardship fue lanzado al mercado en 1984. Reino Unido es el país donde el mercado de la ISR se encuentra más, aunque es Suecia donde hay un mayor porcentaje de inversión socialmente responsable por habitante. En España, a día de hoy, la ISR no está desarrollada en gran medida.

EL PAPEL DE LOS GRANDES Y PEQUEÑOS INVERSORES ANTE LA ISR

Recientemente, el Club de Excelencia en Sostenibilidad, en colaboración con Georgeson y Funds People ha publicado el estudio Expectativas de los Inversores Institucionales en materia social, ambiental y de orden ético sobre las compañías cotizadas españolas. Los resultados de esta investigación muestran que pone de manifiesto las grandes diferencias existentes entre las decisiones de los inversores institucionales extranjeros y nacionales, lo que ha provocado que el grado de avance de la ISR en España respecto a Estados Unidos y el Norte de Europa sea muy desigual. Además, el informe identifica los temas de mayor preocupación por parte de los inversores institucionales analizados, que son, principalmente: Derechos Humanos, Anticorrupción, Cadena de Suministro, Prácticas Laborales, Salud y Seguridad Laboral, Diversidad, Cambio Climático, Gestión del Agua y Gestión de Residuos. En función del sector de actividad de la compañías, existen subtemas que deben ser analizados en profundidad como por ejemplo la lucha contra la obesidad en el sector alimentario, la movilidad sostenible en el sector transporte, los edificios y las ciudades sostenibles en el sector de la construcción o las energías alternativas en el sector eléctrico.

Sin embargo, todo ello parece muy alejado de los inversores particulares. Aunque nada más lejos de la realidad. La ISR vale tanto para los inversores institucionales como para los inversores particulares. El acceso a productos financieros ISR es el mismo que cualquier producto financiero convencional, lo más importante es que a la hora de la búsqueda y selección se debe solicitar información sobre los aspectos ambientales, sociales y éticos que son cubiertos por dichos productos. Dicha información puede ser solicitada a la entidad financiera de confianza para el inversor, o bien acudiendo a fuentes especializadas. Concretamente, en España, SPAINSIF, en colaboración con VDOS Stochastics, ha creado una base de datos sobre fondos comercializados en España que su proceso de inversión se rige por criterios ISR, según la propia declaración de quienes los comercializan. Se puede consultar más información aquí.

INSTRUMENTOS DE ISR

Existen diferentes instrumentos para poder ejecutar una inversión socialmente responsable. Entre los más importantes destacamos:

  • Los fondos de inversión y de pensiones socialmente responsables, que tienen como objetivo dirigir el ahorro hacia las empresas u organizaciones que, de acuerdo con unas ideas, cumplan con los criterios valorativos y/o negativos en él reflejados. No se debe confundir los fondos socialmente responsables con los fondos solidarios, éstos destinan un porcentaje de la comisión de gestión a determinadas entidades benéficas o no gubernamentales, pero sin embargo no cumplen determinados criterios a la hora de seleccionar sus inversiones.
  • Los fondos rotatorios que conceden préstamos directos a personas o grupos, normalmente excluidos del acceso al crédito. Los resultados obtenidos con éstos préstamos se reutilizan en nuevos proyectos, con un importante efecto multiplicador sobre el desarrollo.
  • Los fondos de garantía sirven de apoyo para la obtención de crédito por parte de colectivos excluidos.
  • Microcréditos, créditos de reducida cuantía destinados al establecimiento o crecimiento de microempresas.

Dentro de los productos ISR también se incluye también el modelo de banca ética. Por banca ética se entiende aquellas entidades financieras que gestionan el dinero que reciben de sus clientes destinándolo a inversiones y proyectos siguiendo criterios ambientales, sociales, éticos y de buen gobierno, buscando una rentabilidad tanto financiera como social. El primer caso de banca ética surgió en 1976, el Grameen Bank de Bangladesh. Fundado por el profesor universitario de economía Muhammad Yunus tras quedar impactado por la terrible hambruna que golpeó la India en 1974, esta entidad es actualmente el quinto banco del país, con más de 10.000 empleados, con un volumen de actividad de 1.500 millones de dólares y con una tasa de mora de sólo el 2%. La filosofía del Grameen Bank se basa en la financiación de actividades mediante microcréditos.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE ISR EN…

Animamos a las personas que estén interesadas en ampliar conocimientos sobre la ISR a consultar:

7 noviembre, 2014

Innovación social: otro mundo es posible.

En las últimas semanas hemos estado sumergidas en el maravilloso mundo de la innovación social y queremos compartir con vosotros nuestra experiencia.

“La innovación social puede ser definida como el desarrollo e implementación de nuevas  ideas (productos, servicios y modelos) para satisfacer las necesidades sociales, crear  nuevas relaciones sociales y ofrecer mejores resultados. Sirve de respuesta a las  demandas sociales que afectan al proceso de interacción social, dirigiéndose a mejorar  el bienestar humano” (U.E)

Hace tres semanas, participamos como formadoras, junto con otros colaboradores, en un curso de gestión de proyectos de innovación social co-financiado por el FSE, la Xunta de Galicia y la Rede Eusumo y que tuvo lugar en la Confederación de Empresarios de A Coruña. Un grupo de 12 personas con inquietudes en este campo, participaron en un taller de 10 horas de formación eminentemente práctica en el cual partiendo de un pequeño marco teórico, pudimos experimentar todas las fases de creación y puesta en marcha de un proyecto de innovación social.

La semana pasada, moderamos un panel de innovación social  en el foro de “Liderazgo y emprendimiento en femenino” de la asociación Executivas de Galicia en el incomparable marco del Museo del Mar en Vigo, con la participación de Noelia L. Vázquez, como directora adjunta del Grupo Sacendi de atención a mayores, Mónica Grau, investigadora en el campo de igualdad del Instituto de Innovación Social del ESADE, y Nuria Varela-Portas, de Pazo de Vilane.

Gracias a estas participaciones, podemos decir que la mejor manera de entender la innovación social es como un proceso capaz de generar alternativos modelos en los cuales se integre a la sociedad. Esta mera reflexión acerca de cómo desafiar al Status Quo  y conocer experiencias prácticas, puede resultar mucho más interesante que los resultados de los mismos, acercando el pensamiento crítico  en torno a cómo satisfacer necesidades colectivas desde un punto de vista diferente, permitiendo a los agentes involucrarse y  empoderar, así,  el cambio actitudinal necesario para los desafíos a los que nos enfrentamos como sociedad.

Y es que toda esta nuevsocialenterprisea, y no tan nueva, terminología que rodea a la economía social, las empresas sociales, la innovación social, y todos aquellos procesos democráticos y participativos que buscan como fin último la justicia social actuando desde el sector público, privado y/o mixto, atendiendo a diversas formas de relación, organización y constitución legal dependiendo del país dónde se desarrollen; no dejan de ser las maneras tradicionales de colaboración, cooperación y ayuda mutua que siempre han existido entre los seres humanos.  Hoy en día, con mayor razón, estas voces revindican con fuerza la necesidad de contar con modelos alternativos a la mera maximización de beneficios de un sistema que ha demostrado no ser capaz de satisfacer las necesidades de una sociedad global, cada vez más consciente y demandante de los derechos humanos básicos y la verdadera calidad de vida fuera del consumismo imperante.

Desde intheMOVE, estamos convencidas de que este cambio es posible, que las empresas sólo necesitan reconectar con sus valores básicos y asumir su responsabilidad como entidades que se desarrollan en un contexto global, influenciando y siendo influenciadas en cada una de sus decisiones y acciones a desarrollar.

25 octubre, 2014

Visto de naranja porque la igualdad solo se logrará cuando los géneros sean visto como un conjunto y no como polos opuestos.

Desde intheMOVE seguimos apoyando la campaña UNWomen #pintatudiadenaranja #orangeyourday de las Naciones Unidas con entrevistas a mujeres que ocupan puestos de responsabilidad en organizaciones con gran recorrido en sostenibilidad.

Este octubre tenemos el placer de contar con Ángela Saenz de Valluerca Solana, responsable de Sostenibilidad en el departamento de Relación con Inversores y Sostenibilidad de la sociedad matriz del Grupo EDP Renováveis. Ángela desarrolló previamente durante 4 años su carrera profesional como asociada en el departamento de Planificación y Control Financiero de la sociedad matriz del Grupo EDP Renováveis, experiencia que le permitió especializarse en planificación estratégica, finanzas corporativas y reporting de una compañía cotizada.

Con una clara visión en materia de igualdad, estas son sus firmes opiniones:

¿Ángela, qué es para ti la Responsabilidad Social?

Creo que es una manera equilibrada de hacer las cosas tanto para los individuos como para las empresas. En el ámbito empresarial, siempre me gusta poner un ejemplo que a mi me ayudó a entender mejor el concepto. Es obvio que las empresas tienen que ganar dinero, pero ganar dinero es como comer para una persona, es fundamental para seguir con vida pero no es lo único que hace en su día a día. También hace deporte, queda con sus amigos, lee un libro o viaja. La Responsabilidad Social es todo lo demás que haces en tu día a día que hace que tu vida sea mucho más armónica.

¿Qué acciones crees que pEDP PINTATUDIAueden desarrollar las organizaciones para luchar contra las desigualdades entre mujeres y hombres?

En mi opinión, es un fundamental trabajar en la cultura de igualdad y en medidas de conciliación dentro de las organizaciones. Por una parte existen ya políticas de igualdad en un gran número de empresas, pero el % de mujeres en puestos de responsabilidad sigue siendo bajo. Entonces, ¿no funcionan estas medidas? Creo que a la hora de la verdad y aunque existan estas políticas la cultura de la desigualdad sigue pesando inconscientemente en las personas que toman las decisiones de promoción, primando más a los hombres sobre las mujeres. Por eso me parece importante trabajar en clave de igualdad dentro de las organizaciones, porque la voluntad, en este campo, ya es un terreno ganado.

Por otro lado, en España se premia mucho el presencialismo por encima de la eficiencia. Muchas mujeres tienen momentos en su carrera laboral en que la conciliación es una cuestión primordial. Trabajar en estas medidas y en el reparto de la responsabilidad familiar ayudaría seguro a luchar contra la desigualdad.

Como decía Emma Watson en su brillante discurso sobre igualdad en Naciones Unidas para que las mujeres puedan ser tratadas con igualdad, los hombres también tienen que ser tratados con igualdad

En tu experiencia, ¿cómo ha afectado el hecho de ser mujer a tu carrera profesional? ¿Cómo es el número de mujeres en puestos de responsabilidad en tu  entorno profesional (alto o bajo)? ¿Por qué crees que es así?

Desde el comienzo de mi carrera he trabajado rodeada de hombres, desgraciadamente en las áreas financieras de las compañías las mujeres son minoría. Esto me ha permitido conocer sus códigos y aprender la forma de hacer las cosas con sello el masculino. Como contrapunto, esta posición también me ha permitido aportar al departamento puntos de vista y maneras de trabajar distintas. Los hombres y las mujeres son complementarios, aportan visiones distintas, por eso es tan enriquecedor que los equipos sean mixtos, no solo en género, también en edad, nacionalidad o formación.

En mi empresa el número de mujeres en puestos de responsabilidad es algo superior a la media del sector, aunque concentrado en funciones con una mayor tradición femenina como RRHH o Comunicación. Como decía antes, creo que es una cuestión cultural, a pesar de que en las universidades el número de mujeres es en las facultades de economía es del 50%, las finanzas corporativas las siguen liderando hombres.

La empresa Jazztel es un buen ejemplo de como teniendo mujeres en los órganos de gobierno se obtienen grandes resultados. Esta compañía tiene el consejo más equilibrado del IBEX35 siendo mujeres 4 de sus 9 miembros y en lo que va de año ha tenido el mejor desempeño en el selectivo español.

¿Has vivido en algún otro país? En caso afirmativo, ¿podrías explicar un poco las diferencias/semejanzas que has notado entre estos países en materia de género?

No he tenido la oportunidad de vivir en otro país pero el hecho de trabajar en una empresa portuguesa e internacional me ha dado una visión global sobre las diferencias y semejanzas en esta materia. La sociedad portuguesa es una sociedad mucho más conservadora que la española, como bien decía Carolina Almeida en la edición de abril. La jerarquía y la desigualdad son mucho más patentes. En cualquier caso, una media de edad inferior a los 40 años y con empleados de hasta 24 nacionalidades convierte a EDPR en una compañía moderna en la que es difícil encontrar situaciones de desigualdad.

Completa la siguiente frase: Visto de naranja porque es un color cálido, que invita a la unión. La igualdad solo se logrará cuando los géneros sean visto como un conjunto y no como polos opuestos.

Muchas gracias Ángela!

25 junio, 2014

“Visto de naranja porque las mujeres sean capaces de conciliar la vida familiar y laboral”

Como cada 25 de cada mes seguimos sumando mujeres fantásticas a la campaña #orangeyourworld #pintatudiadenaranja, este mes nuestra chica intheMOVE & ONUWoman es Cristina Fernández-Armesto gerente de Casa Gran de de Xanceda.

¿Todavía no conocéis a las vacas felices de Casa Grande de Xanceda? Pues ya estáis tardando porque en esta no convencional granja las puertas están abiertas a visitas guiadas para entender cómo se pueden producir lácteos de una manera tan deliciosa y respetuosa con el medioambiente y los animales como son la leche fresca, los yogures, el queso y los bebibles ecológicos de esta marca. Desde darle el biberón a los terneritos hasta alimentar a las cabras del minizoo, si tenéis niños esta es una visita obligada, y si no los tenéis no necesitáis otra excusa que pasar un par de horas en la naturaleza rodeados de animales felices y acabar con una degustación de sus fantásticos productos.

Cristina y Blacky en la sede de Casa Grande de Xanceda

Cristina y Blacky frente a la casona del S.XIII sede de Casa Grande de Xanceda.

A continuación os presentamos la opinión de Cristina, que consiguió hacer de una pequeña explotación familiar la segunda mayor productora de leche ecológica de España.

Cristina, ¿qué es para ti la Responsabilidad Social?

Para mí la Responsabilidad Social es hacer productos con el menor impacto posible sobre el medioambiente, los animales, los trabajadores y la comunidad en la que los desarrollas, nosotros estamos convencidos de que hay una forma mejor y más responsable de hacer productos lácteos.

¿Qué acciones crees que pueden desarrollar las organizaciones para luchar contra las desigualdades entre mujeres y hombres?

Claramente es la conciliación de la vida familiar y la laboral debido a esta doble función que tenemos las mujeres. Para mí que una madre esté con su hijo los 6 primeros meses de vida es un tema fisiológico y se deben dar facilidades para que tener hijos no suponga una interrupción de la vida laboral, así como desde la administración también deberían facilitar a las empresas las medidas existentes para que esta conciliación se diera sin ser 100% a costa del empresario.

En tu experiencia, ¿cómo ha afectado el hecho de ser mujer a tu carrera profesional? ¿Cómo es el número de mujeres en puestos de responsabilidad en tu entorno profesional, (bajo o alto)? ¿Por qué crees que es así?

La verdad es que en mi experiencia no ha afectado en absoluto. Creo que hay bastantes mujeres directivas en nuestro entorno y yo nunca he tenido problemas por ser mujer. La lucha por la igualdad la tuvieron que lidiar mujeres como mi abuela (la primera vicepresidenta del congreso de España) en cosas básicas en cosas básicas como la representación femenina en la política y la incorporación de la mujer a la vida laboral, hoy en día eso está superado en los países desarrollados pero nos queda la asignatura pendiente de la conciliación real.

¿Has vivido en algún otro país? En caso afirmativo, ¿podrías explicar un poco las diferencias/semejanzas que has notado entre esos países en materia de Género?

Sí he vivido en Alemania y no puedo decir que haya notado grandes diferencias, hoy en día en Europa yo creo que estamos más o menos igual, seguramente si hubiera vivido en un país en vías de desarrollo las diferencias sería mucho más evidentes. Sí que es cierto que estamos un poco más atrasados, sobre todo en beneficios sociales con respecto a la maternidad, tener hijos en Alemania es mucho más fácil que aquí.

Completa la siguiente frase: Visto de naranja porque….

Visto de naranja porque las mujeres sean capaces de conciliar la vida familiar y laboral

Muchísimas gracias Cristina!

9 junio, 2014

Publifestival 2014

Gracias a la agencia de comunicación WALLEN, intheMOVE ha ganado el premio a la mejor idea creativa en imagen corporativa de empresa social en el PUBLIFESTIVAL 2014 y no podríamos estar más contentas.

IMG-20140609-WA0000El diseño fresco e innovador de nuestra imagen nos ayuda a trasmitir toda nuestra pasión por hacer de este mundo un lugar mejor gracias a las empresas que confían en nosotras para desarrollar la tan deseada Responsabilidad Social en Movimiento.

Como anécdotas de esta octava edición del Publifestival podemos comentar el simpatiquísimo momento que nos regaló Nieves Herrero al recibir a la agencia de publicidad Vasca Adaki Komunikazioa como una empresa Japonesa y su genial reacción cuando se dio cuenta del error. Fantástica Nieves. Risto Mejide también hizo de las suyas al intentar echar del atril a un joven talento sevillano, Álvaro Aguado, que entre los nervios y la emoción leyó su discurso como si no hubieran pasado ya 30 galardonados antes que él. Eso sí, con “to” su arte Andauz el muchacho se resistió a dejar el escenario hasta no haber concluido sus agradecimientos. Bien por Álvaro. El momento más emotivo de la gala vino de la mano de Luis Bassat al recoger el premio a toda una trayectoria y recordar, entre otras, su maravillosa campaña publicitaria en contra del abandono animal “Él nunca lo haría” de la extinta fundación Purina. Gracias Luis.

Además de los premios a agencias de publicidad y comunicación, también se galardonó a las mejores actuaciones de Responsabilidad Social de empresas españolas. Aquí nos gustaría mencionar algunas de ellas como la del grupo AGBAR que ha puesto en marcha una red de expertos formada por trabajadores pertenecientes a cada una de las 150 empresas que componen el grupo con la intención de compartir recursos y experiencias con alto impacto en los trabajadores, el medioambiente y comunidades en las que se insertan. La empresa Redyser con una campaña destinada a sus clientes con el objetivo de que éstos puedan compensar de manera voluntaria el CO2 de sus envíos a través del proyecto kilómetros verdes. El proyecto de recogida de tapones de Halcourier o el upcycling de Balay convirtiendo en joyas solidarias las piezas sobrantes en la producción de los electrodomésticos.

Esperamos que este haya sido el primero de muchos Publifestival que vendrán, de la mano de los proyectos de Responsabilidad Social en Movimiento que desarrollamos en las empresas que acabarán por cambiar el mundo.