• Background Image

    Mujeres y Economía Social.

    13 octubre, 2017

13 octubre, 2017

Mujeres y Economía Social.

La semana pasada comenzó el programa Medrando Xuntas y estamos encantadas.

Desde que comenzamos en intheMOVE, siempre hemos contribuido al empoderamiento femenino como una de nuestras bases fundacionales. Gracias a este programa dirigido a mujeres de la Economía Social, estamos disfrutando a tope de la experiencia.

¿Por qué hacer una formación solo para mujeres?

Porque el género es una construcción social. “No se nace mujer, se llega a serlo” Simone de Beauvoir. La socialización de género es el proceso mediante el cual se trasmiten valores, creencias y comportamientos adecuados asociados (y diferenciados) a las niñas y los niños.

Valores como la valentía, la agresividad, no mostrar los sentimientos, habilidades para la ciencia y la tecnología, los deportes…son propios del género masculino. Por otro lado, la generosidad, dulzura, comprensión, sensibilidad, y gusto por los cuidados son propias del género femenino. Lo masculino se relaciona con lo fuerte y lo femenino con lo débil. A lo largo del proceso de socialización de género, los hombres ganan poder y las mujeres lo perdemos.

Es necesario un proceso de toma de conciencia activo y de replanteamiento de todas estas fuerzas y dinámicas políticas, económicas, religiosas, culturales y sociales, que funcionan como barreras para que las mujeres podamos alcanzar la igualdad real además de la legal.

¿Por qué hacer un curso de mujeres de la economía social?

Las entidades de economía social son aquellas que se mueven entre lo público y lo privado. Son un conjunto de actividades económicas y empresariales que priorizan a las personas ante el capital y cuyo motor principal no es el financiero, sino el beneficio para toda la sociedad. Estas organizaciones tienen un sistema de toma de decisiones democrático, y su actividad se basa en una serie de valores comunes y compartidos.

Cabría esperar que en este tipo de entidades la igualdad real entre mujeres y hombres vendría dada por su propia configuración, pero nada más lejos de la realidad. Por ejemplo, el 25% de las cooperativas agrarias españolas son mujeres, pero tan solo el 3,5% participan en los consejos rectores. En las cooperativas de trabajo asociado, el 61% son mujeres frente al 39% que son hombres, cifras que se dan la vuelta cuando hablamos de los dirigentes de estas entidades (60% hombres frente al 40% mujeres).

¿En qué consiste el programa Medrando Xuntas?

En Galicia, la administración autonómica en 2017 ha puesto en marcha el plan “Emprega en feminino” con una aportación de 100 millones de euros para fomentar la igualdad en la empresa, el emprendimiento de la mujer y su incorporación al mercado laboral. Dentro de las actuaciones recogidas en este plan destaca la iniciativa “Medrando Xuntas”. Este programa pretende ofrecer una formación integral desde la perspectiva de género, con el fin de aumentar su participación en la toma de decisiones y órganos directivos.

Más de 70 mujeres forman parte de esta iniciativa que ya hemos estrenado en Santiago y Vigo y que hoy dará comienzo en A Coruña. Las compañeras de Ourense, iniciarán esta andadura en el mes de Noviembre (siguen las inscripciones aquí).

Las primeras jornadas han servido para profundizar en la relación entre mujer y economía social, conocer algunas herramientas básicas de facilitación de grupos y compartir experiencias. Una de las cuestiones más comentadas es la necesidad de espacios de confianza como estos en los que poder contrastar visiones y empoderarse como grupo.

Estamos convencidas de que oiremos hablar más de este programa y disfrutaremos su frutos en breve pero también en el medio-largo plazo.

0 Comments

Leave A Comment

Deja un comentario